El libro del mes

The 100-year life. Linda Gratton & Andrew Scott. Vivir la vida como una sucesión de tres etapas (educación, trabajo, jubilación) corresponde a un modelo que encajaba con la esperanza de vida de mediados del siglo XX (y que generacionalmente corresponde a los baby boomers). Pero en una época donde los avances científicos apuntan a que los nacidos a partir del 2007 en países como Francia o Italia vivirán 104 años, la configuración de lo que actualmente consideramos la vida de un individuo cambia por completo. El nuevo entorno está marcado por la aparición de nuevas etapas vitales, transiciones continuas, una manera distinta de usar nuestro tiempo, complejidad generacional, nuevos modos de relacionarse en casa y en el trabajo y, por supuesto, un cambio de paradigma laboral. Las áreas de HR tradicionales tienen estructurados sus programas basándose en las tres etapas vitales que mencionábamos al inicio. Y lo mismo pasa con las políticas sociales de los gobiernos. Pero es obvio que los nacidos después del 85 enfocan sus vidas desde una perspectiva alineada con el nuevo código y que, los que estamos entre ellos y los baby boomers (es decir, la generación X), estamos incómodos manteniendo un status quo heredado. Como indican los autores: “A las empresas les gusta el conformismo. Y los sistemas simples y predecibles son fáciles de implementar y mantener (…). Pero la necesidad del individuo de tener mayor flexibilidad y opciones provocará el colapso en las organizaciones obsesionadas por lo sistemático y predecible”.

“The 100-year life” me ha resultado tan inspirador como las obras de Laloux o Bauman. Imposible quedarse indiferente después de leerlo.

Sin Comentarios

Publicar Comentario

Únete a la
COMUNIDAD SHAKER
¡Estaré encantada de mantenerte al día!
APÚNTATE
close-link